Salud y Bienestar

En éste blog encontrareis información referida a salud y bienestar en general.


Deja un comentario

Comer carne tiene beneficios

Salud y bienestar

Salud y bienestar

Salud y bienestar

¿Sabías que el consumo regular de carne roja contiene un sinfín de beneficios?

Además de su excelente sabor, la carne roja es un alimento perfecto para añadir muchos de los nutrientes que nuestro cuerpo necesita para gozar de una buena salud. Te invitamos a descubrir todas sus propiedades.

Proteínas de alta calidad. La carne roja es una fuente de proteínas de alta calidad, materia prima necesaria para el crecimiento y la regeneración de los tejidos del cuerpo. Además son  aminoácidos  esenciales para la estimulación de las defensas y la protección de nuestro sistema inmunológico de agentes externos.

Hierro de fácil absorción. El alto contenido en hierro, mucho más fácil de absorber que el de las plantas, convierte a la carne roja en el alimento perfecto para aquellas personas con anemia o episodios con bajos niveles de hierro.

Concentración de minerales. El hierro no es el único mineral que te aportará el consumo de carne roja porque también contienezinc, fósforo, magnesio y selenio. Complementos que favorecen el correcto crecimiento y funcionamiento de tus células.

Grandes concentraciones de vitamina B. Otras de las grandes propiedades de la carne roja para nuestra salud son sus elevadas concentraciones de vitamina B12, fundamentales para el mantenimiento del sistema nervioso central y de la formación de los glóbulos rojos.

Por lo tanto, una alimentación equilibrada en la que la esté presente la carne roja  se convierte en garantía de buena salud. Una manera sana y sabrosa de incorporar estos nutrientes, vitaminas y minerales sin tener que recurrir a complementos alimenticios. ¿No te parece?

Además otra de las ventajas de la carne roja es que es muy versátil y la puedes preparar ¡de muchísimas maneras!: a la plancha, a la parrilla, con verduras, al horno, en salsa… ¡o como se te ocurra! ¿Ya has pensado cómo la vas a cocinar hoy?


Deja un comentario

Cómo aumentar neuronas a través de la nutrición

SALUD Y BIENESTAR

SALUD Y BIENESTAR

Salud y bienestar

Salud y bienestar

Para funcionar correctamente, el cerebro de una persona necesita de energía y nutrición. Alrededor de una quinta parte del oxígeno, de los nutrientes y de la energía consumida por una persona, va directamente al cerebro. Éste esta compuesto principalmente de grasa y agua, y contiene cerca de 100 mil millones de células cerebrales llamadas neuronas. Una función clave de las neuronas es la de transmitir y recibir información. Una nutrición adecuada aumenta la neurogénesis, el proceso de generación de nuevas células cerebrales. El agua, las grasas buenas, las proteínas, los carbohidratos y los micronutrientes, ayudan a producir más neuronas en el cerebro.

Instrucciones


  1. Consuma alimentos que contienen grasas buenas. Las grasas buenas son necesarias para mantener las células del cerebro funcionando bien. La grasa en el cerebro ayuda a la producción de energía. El pescado, las nueces y las semillas, así como las verduras de hoja, son excelentes fuentes de grasas buenas, así como los ácidos grasos omega-3. El maíz, el aceite de cártamo y el aceite de borraja son buenas fuentes de grasas omega-6. Evite las grasas trans y saturadas en su dieta, que suponen una amenaza para el cerebro, ya que pueden obstruir el sistema de circulación, que debe mantenerse con un flujo de oxígeno óptimo y mover los desechos lejos del cerebro.
  2. Consuma alimentos ricos en aminoácidos esenciales. Los aminoácidos son una parte integral en la creación de las neuronas. Vienen de las proteínas y construyen el cerebro. La proteína es una fuente importante que se encuentra en el pavo o la leche, así como en las almendras, el aguacate, los plátanos y la carne.
  3. La azúcar o glucosa, proporciona un impulso de energía, lo cual es bueno. Sin embargo, muchas personas consumen azúcar en exceso, que no es saludable. Necesitamos la glucosa para el funcionamiento adecuado del cerebro. Manténgase alejado de los azúcares refinados, en su lugar, consuma carbohidratos complejos como granos enteros o alimentos hechos de harina de grano entero.
  4. Coma muchas frutas y verduras para obtener las vitaminas, minerales y fitonutrientes necesarios. Los micronutrientes (vitaminas, minerales y fitonutrientes) son esenciales, aunque sólo se necesitan pequeñas cantidades para fomentar el crecimiento de más neuronas en el cerebro. Un ejemplo de micronutrientes, es la vitamina B, que se encuentra en el casco de los granos y las verduras de hoja verde. El zinc es otro nutriente esencial, que se encuentra en las semillas, las nueces y la carne roja. El calcio regula la transmisión nerviosa, mientras que los fitonutrientes construyen estructuras en la neurona, así como también se encargan de reparar y proteger a las neuronas.
  5. Beba mucha agua. El agua es absolutamente necesaria para la salud del cerebro ya que ayuda con la circulación y la eliminación de desechos. Evite las bebidas que contienen demasiada azúcar o alcohol.

 


Deja un comentario

Remedios naturales para los calambres en las piernas

Salud y Bienestar

Salud y Bienestar

– Beber un vaso de algo caliente (cualquier tipo de te -sin teina- o leche vegetal sirve) antes de acostarse es una manera simple y efectiva para el tratamiento de los calambres en las piernas.

 

– Tomar una infusión de manzanilla por lo menos 5 veces al día, durante 2 semanas. Por cada taza de agua, poner dos o tres cucharaditas de flores de manzanilla. Una vez el agua hierve echar las flores y que hierva durante unos minutos. Cuele y agregue miel a la infusión caliente.

– Las duchas calientes antes de acostarse es otro buen remedio. También se aplica chorros de agua caliente en la zona dolorosa por unos minutos.

– Estirar las piernas tanto como sea posible y mantenerlas en la misma posición durante media hora, es un buen recurso para los calambres nocturnos en la cama.

– Estando de pie, empujar el talón hacia el suelo y doble los dedos del pie hacia arriba. Esta es una buena manera de calmar los calambres en las piernas.

– Para la gente que a menudo se enfrentan al problema de los calambres en las piernas, el presionan los dedos contra la pared y estirar los músculos de la pantorrilla es un buen remedio casero para los calambres en las piernas. Repita esto unas 15-20 veces.

– Tomar infusión de té de hoja de frambuesa roja en la mañana y la tarde. En un vaso de agua hirviendo añada una cucharadita de té de frambuesa roja. Tápelo y déjelo reposar por unos minutos; colar y beber cuando todavía está caliente.

– Masajear la zona afectada con aceites esenciales como el aceite de lavanda, aceite de romero y aceite de eucalipto. Después de masajear, envolver el área afectada con una toalla mojada en agua caliente.

– Tome 1 diente de ajo crudo cada día. Tómelo, al menos, por 2 meses.

– Beba una infusión de semillas de papaya seis o siete veces al día durante dos o tres semanas para el alivio del dolor en las articulaciones.

Algunas Plantas Medicinales que se pueden tomar tambien para evitan o calman los calambres.

Ortiga Verde, Fresno, Castaño de Indias, Ajenjo, Cebolla, Eufrasia, Vara de oro, Abedul, Cola de caballo, Espino albar, Ruda, Tilo, Valeriana.


2 comentarios

El ejercicio físico en las diferentes edades y su importancia

 

 ejercicios_todalavida2
Deporte en la niñez: como en un juego
¡Qué mejor época que la niñez para ejercitarse! Y es que toda la energía con la que cuentan los pequeños puede ser muy bien utilizada para un sinfín de actividades, las que no necesariamente tengan al deporte propiamente tal como hilo conductor.“Los chicos vienen con una carga de energía impresionante”, sentencia el entrenador y manifiesta que en esta etapa más que hacer rutinas específicas, se recomienda realizar actividades que tengan que ver con el desarrollo de la psicomotricidad, la relación entre reacción y estímulo, su desenvolvimiento en el entorno y con quienes lo rodean, principalmente a través del juego.
Es por eso, que el profesor dice que lo mejor es hacer actividades de tipo general, “que involucren un alto valor social como elemento de reconocimiento y maduración de valores”. De esta forma, menciona que desde el punto de vista físico, es recomendable la realización de actividades diversas.Así, el manejo de elementos como balones o cuerdas será de gran ayuda para “estimular los patrones motores básicos como correr, saltar o lanzar”, sentencia. Sin embargo, resalta que a esta edad no hay que exigir demasiado y por lo tanto no se debe ejercitar bajo mucho esfuerzo. “La estructura física del niño aún no está preparada para ello”, manifiesta.Si hablamos de lugares del cuerpo para potenciar durante la niñez, Juan Carlos Olivares dice que según su opinión, una de las cosas más importantes es la parte postural, “sobre todo ahora porque los niños son cada vez más sedentarios y claramente su aparato muscular relacionado con la postura es más débil”, menciona.Entonces, la actividad a desarrollar para los niños tendrá que ver con temas como la coordinación, la técnica, equilibrio, etcétera, donde todo el trabajo repercuta directamente en el área muscular.

descarga

El cambio en la adolescencia
A media que el cuerpo va madurando desde el punto de vista muscular y cardiorrespiratorio, la persona puede comenzar a aumentar la intensidad en la actividad física o realizar un entrenamiento específico según sus intereses.En esta etapa, el entrenador menciona que son varios los elementos con los que la persona debe trabajar para mejorar su condición física (entre ellos la coordinación, fuerza y velocidad) y por ende, habrán diferentes ejercicios con los cuales sentirse más cómodos.De esta manera, actividades que involucren principalmente la coordinación como deportes de lanzamiento, el impacto de algún objeto mediante el movimiento de una raqueta y trabajos que impliquen la parte cardio – respiratoria, serán los más recomendados.Con respecto a este último, el profesional dice que “hay un quiebre importante en la actividad física cuando se pasa de la niñez a la adolescencia, ya sea por más horas de estudio o porque no hay grandes espacios físicos donde entrenar, cambios hormonales, cierta introspección, etcétera”, explica.

Olivares sentencia que de lo homogéneo que podrían resultar las actividades físicas en los niños, en la etapa de la pubertad cada género tendrá áreas de su cuerpo que potenciar y por lo tanto, cada uno se relacionará con lo que lo haga sentir más cómodo.

De este modo manifiesta que “no hay que desconocer el aspecto hormonal, donde los hombres tendrán un mayor desarrollo de su masa muscular y por lo tanto buscarán ejercicios que potencien esa parte”, explica y continúa diciendo que “en cambio las mujeres, tenderán a relacionarse con ejercicios de coordinación, generalmente realizados en grupo y cuya intensidad es menor a la de los varones”.

 

Para Juan Carlos Olivares, es bueno que desde la adolescencia se comiencen a trabajar los músculos (tanto en hombres como en mujeres). “La estadística dice que tenemos muy altos índices de sedentarismo, entonces claramente la recomendación es que hagan actividades que tengan trabajo de sobrecarga. Una buena tonicidad no sólo tiene que ver con la estética, sino que también tiene repercusión directa sobre el aparato músculo esquelético y el metabolismo muscular”, sentencia.

images

Los adultos y el ejercicio
Llega la adultez y con ella la rutina laboral, la formación de una familia y el poco tiempo que se le da a actividades personales y recreativas, factores que también marcan un cambio en lo que a estar en forma se refiere.En ese sentido, el profesor de educación física comenta que hay que destacar que entre los 20 y los 30 años “está el peak donde una persona que no tiene mayor entrenamiento regular puede alcanzar su mejor estado físico”, pues a partir de los 35 – denuncia – hay un descenso en esta condición para después de los 50 años, detectar un deterioro importante que es normal por el paso del tiempo.Contrariamente a lo anterior, Juan Carlos Olivares dice que “una persona que ha tenido hasta esta edad una conducta regular de actividad física, puede lograr que el deterioro se detenga e incluso puede lograr unalargamiento de su buen estado. Estamos hablando de una buena calidad de vida”, define.Como se trata de un largo periodo de tiempo, el especialista dice que para poder explicar de mejor manera acerca de cómo proceder para estar en forma, hay que establecer ciertos grupos específicos de personas con características similares.

Es por eso que comenta por ejemplo acerca de las mujeres que han tenido hijos como uno de esos grupos y al respecto menciona que “claramente hay una pérdida importante de la calidad muscular y condición física, pero esto no es limitante para ejercitarse, sólo hay que tener en cuenta las precauciones de cómo abordar el ejercicio”, recalca.

En general, Olivares menciona que durante la adultez, las actividades se vuelven menos sociales, así es que la inscripción en los gimnasios y la práctica de ejercicios individuales como la bicicleta elíptica, las pesas y la trotadora serán la tónica de esta etapa.

En cuanto a las trabas que impiden la realización de algún deporte, el profesional dice que lamentablemente, el tiempo y el dinero son dos de los factores que se manifiestan presentes y que además – según su opinión – faltan más proyectos y actividades recreativas para reencantar a las personas en este tema.

ejercicios_todalavida3PILATES-MAYORES2-8128519_m-destaca

Tercera edad: un cambio de hábito
El envejecimiento es un proceso natural en todo ser humano. No obstante, no es una excusa para dejar de moverse, pues la actividad física en esta etapa de la vida es tanto o más importante que en las anteriores, pues no sólo resguarda la integridad corporal, sino que también mantiene la mente fresca y las ganas de continuar desenvolviéndose en el mundo.Para estas personas, el profesor de educación física recomienda que los ejercicios más importantes que se puedan llevar a cabo, sean los que involucren movimientos de equilibrio, coordinación y mejoramiento de la capacidad cardio – respiratoria. “A esta edad hay muchas caídas y eso repercute después en que la persona esté enyesada, inmóvil, deprimida, etcétera”, cuenta.
“El cuerpo está hecho para moverse”, afirma el especialista y por lo tanto en la medida en que haya invalidez, habrá enfermedad – patologías hipocinéticas – lo que sumado a una baja o nula condición física hará muy necesario el movimiento en los niveles antes descritos, además de la inclusión de actividades de orden social y emocional, también relevantes en esta etapa.En cuanto a acciones y zonas del cuerpo específicas, el entrenador dice que será fundamental ejercitar el tren inferior, que es en definitiva “todo lo que sostiene al cuerpo”. Así, el tratamiento de piernas consiste en actividades como las caminatas (con una intensidad que demuestre esfuerzo), subir y bajar escaleras en forma controlada, entre otros, las que tendrán un impacto importante en todo el resto del organismo.

En el caso de las caminatas – ejercicio que quizás es el más practicado durante la tercera edad – el profesional dice que hay que tratar de que éstas sean en una superficie regular, pues además de la condición física general, en esta etapa de la vida también hay otros aspectos que se van deteriorando, por ejemplo, la visión. “Son aspectos que se tienen que evaluar a la hora de hacer un programa de entrenamiento”, sentencia.

En resumen, Juan Carlos Olivares insiste en que “no hay límites” para estar en forma – a no ser de que se tenga algún tipo de impedimento – y que lo único que cada una de las personas debieran tomar en cuenta es la creación de objetivos realistas que se ajusten a su vida cotidiana.“La actividad física es un conducta y ésta debe ser regular”, sentencia y recalca que mientras más temprano comencemos a ejercitarnos, será finalmente como tener un cheque a fecha que luego, con el transcurso de los años, podremos cobrar y cuya utilidad nos permitirá tener sin duda, una mejor calidad de vida.